viernes, 9 de diciembre de 2016

Amor frágil.Capítulo 22



Capítulo 22
―Bueno, que estemos todos en la misma clínica nos ahorra lo de turnarnos para cuidar a los enfermitos ―dijo Milagros mientras todos la miraban como si estuviera loca.
―Que alguien la haga callar ―dijo en voz baja Adriel.
―No seas melodramático Adriel.Juan está  bien ya oíste al médico.
―Milagros por favor ―dijo Lujan casi llorando.
―De acuerdo pero toda la culpa la tiene él ―dijo señalando a Adrian.
―Yo no tengo la culpa de nada bruja ―dijo gritando y fue lo último que proclamó antes de que Milagros se acercara y  le diera una bofetada.
―Todo culpa tuya ―dijo ella abriendo los brazos en gesto teatral―.Primero vas y no confías en tú esposa embarazada y segundo tienes tan mal gusto que te metiste con esa modelito psicótica que se inventó todo este lío con Melisa.
―No es momento de hablar de esto ―dijo Adriel.
―Milagros por favor Ariel tiene razón ―dijo Genaro que también se encontraba allí.
―Milagros ―dijo Lujan.
―Bien pero cuando los enfermuchos salgan de la clínica van a rodar cabezas ―dijo altiva saliendo de la sala de espera.
Todos se miraron con ganas de reírse a pesar de que una semana  antes la situación de Juan Y Evelyn no era para bromas.Juan había tenido un pico de presión pero pudieron controlarlo mientras de a Evelyn le bajo la presión.
Con la misma rapidez que surgieron las cosas la verdad salió a la luz gracias a Sebastian Granados que tenía en la mira a Melisa desde hace tiempo.Él había conocido a las amigas tiempo después de que Milagros se casará con su padre.Aunque Lorenzo se negaba a aceptar su paternidad una prueba de ADN fue concluyente y por las apariencias recibía a su hijo.Desde un primer momento los cuatro se hicieron amigos y fue un gran apoyo cuando Milagros enviudo.
―¿Es verdad lo que dijo Sebastian? ―preguntó Genaro.
―Al parecer Melisa no era la única que llevaba años planeando su venganza ―dijo Adriel mirando a Lujan.
―Adriel no voy a justificar las acciones de Milagros desde que llego.Ella tiene sus razones pero jamás hubiese llegado tan lejos menos si eso afectaba a Evelyn.
―¿Cómo te sientes? ―preguntó Adrian.
―Mal pero Juan va a estar bien ¿Tú?.
―Creo que es mejor que hablen solos me voy a buscar a Milagros ―dijo Lujan partiendo en busca de su amiga.
―Gracias ―dijo Genaro y sus miradas se prendaron durante unos segundos recordando el pasado.
―La explicación de Sebastian y la grabación son concluyentes ―dijo Genaro.
―Juan apenas volvió en si pidió hablar conmigo y Milagros.Quiere que seamos una familia y eso incluye a Sebastian.Nunca creyo que ella fuese capaz de decirle lo de mi adopción a la prensa ―explicó Adriel.
―Es increíble que seas el hijo de Lorenzo Granados y de Marina ¿Sabes algo de eso? ―dijo Genaro.

―Sebastian descubrió que Lorenzo buscaba vengarse de Juan y simplemente una noche mantuvo relaciones con Marina cuando coincidieron en Italia.Juan estaba en Estados Unidos haciendo negocios,las cosas entre ellos no iban bien debido a que ella no podía quedar embarazada.Después ella le pidió una año para pensar si seguían o no.Cuando regresó lo planeó todo para que la adopción fuera legal.Lorenzo jamás sospecho que pudiera sr su hijo,él sabía que Marina no podía tener hijos o eso pensaba.De todas formas mi padre es y será Juan Linares.
―Por Dios cuantos secretos. Sabemos que Juan siempre será tú padre ¿Qué sientes con respecto a Marina?―dijo Adrian palmeando su hombro.
―No soy ningún santo para juzgar a las personas,siempre me trató como a un hijo.Además si vamos a ser sinceros aquí todo el conflicto lo armó Juan al no tener los pantalones para dejar todo por la madre de Milagros.Pero no quiero juzgarlo aunque piense esto, menos cuando haría lo que fuera por Milagros.Pero cambiemos de tema¿Evelyn sigue sin querer verte? ―preguntó Adriel.
―Sí y según Milagros apenas sea dada de alta pedirá el divorcio ―dijo llevándose las manos al rostro―.Soy un imbécil.
―Amigo con los antecedentes de esas tres tenemos todo el derecho del mundo de ser desconfiados.Recuerda que no se comportaron como niñas exploradoras desde su regreso.
―Lo sé pero Evelyn renunció a su venganza ¿Y cómo se lo pago yo? .Desconfiando de ella y poniendo en riesgo el embarazo de nuestro hijo.
―El bebé se encuentra bien y ella también hombre.
―Voy a dejarlos porque la empresa tiene que seguir funcionando ―dijo Genaro.
―Gracias Genaro.Te vimos cerca de Lujan ―dijo Adriel riendo.
―¿Vas a volver con ella? ―preguntó Adrian.
―Pueden estar seguros que no hay cosa en el mundo que me separe de esa mujer.
Los dos amigos asintieron y vieron como Genaro dejaba el lugar.
―Espero tenga suerte ―dijo Adriel.
―Ellos se aman es imposible que no terminen juntos como te pasa a ti con Evelyn.
―¿Y tú? Milagros no parece un asunto fácil menos con Sebastian en el medio.
―Sebastian es un payaso y Milagros es mía ―dijo en un tono ronco―.Pero todo a su tiempo ya que tengo muchas cartas a mi favor y al principal es Juan ―dijo sonriendo.
―Ojala yo estuviera tan confiado.Evelyn va a odiarme por siempre ―se levanto de la silla y Milagros entraba.
―Mañana le dan el alta a Evelyn.
―Bien la casa está lista para su llegada ―dijo él sonriendo.
―Evelyn no te quiere en su casa y ya envié a que sacaran todas tus cosas ―dijo ella muy sería.
―No ―musitó él.
―Lo siento pero es lo que quiere y como su amiga no hago más que velar por su bienestar.
―Milagros tengo que hablar con ella por favor.
―En estos momentos sólo la alterarías Adrian.Espera unos días y hablaremos de cómo diablos vas a recuperar a tú esposa idiota ―dijo ella riendo mientras salía.
Adrian espiró hondo pensando en sus errores y en cómo podría confiar en Milagros para recuperar a la mujer que amaba.

1 comentario:

  1. Hola Dani, cuantos secretos, me vas a volver loca, jaja. Por fin pescamos una miradita de Laura y Genaro, jeje. Y como no podia ser menos aparecio mano suelta Mili, me la imagino de no mas de 1,50m jajajaja. Besitos nos vemos en el próximo.

    ResponderEliminar