jueves, 3 de noviembre de 2016

Amor frágil.Capítulo 14




Capítulo 14

Evelyn se desperezo en la cama como un gatito sintiendo un besó en su cuello.
―Buenos días ―dijo Adrian riendo.
Ella se dio vuelta y lo miró unos segundos antes de abrazarlo y darle un apasionado beso.
―Mmm así que las palabras mágicas son buenos días ―dijo él en broma―.Entonces jamás las olvidaré.
―Te mereces muchos besos después de lo de ayer.
―Evelyn no quiero hablar de lo sucedido, perdóname pero mejor lo dejamos como un incidente que no pasó a mayores.Las cosas se presentaron de una manera muy sospechosa y sería un ingenuo si creyera que tú no reaccionarías mal ante las fotos.
―Lo sé pero después de leer lo que Isabel dijo en esa revista me parece claro que quiere recuperarte.Una mujer como esa sabe perfectamente que los medios la siguen a todo momento.Me parece muy raro que sacaran esas fotos y sus declaraciones hablan por sí mismas.Además ¿Se tomó bien la separación? Porque no vas a decirme que sólo hablaron  de un contrato o lo que sea ―explicó ella.
―No quería empezar la mañana así ―dijo saliendo de la cama con una expresión sería.
―¿Qué pasó? ―preguntó ella.
―Isabel me dijo que lo nuestro no había terminado y que tú no eras un obstáculo para nosotros.
Evelyn vio preocupación de los ojos de Adrian y percibió que había más.
―Hay algo más que no me estas contando Adrian.
―Mira Isabel se puso un poco molesta con toda clase de amenazas.Lo bueno es que todas dirigidas a mi por lo cual estoy tranquilo.
―Amenazas…
―La típica de telenovela que si no soy de ella no seré de nadie ―dijo él riendo.
―¿Qué? Adrian no puedes tomarte eso a la ligera.Esa mujer sabe que tenemos a  Alejo y tú.. ―grito aun en la cama.
Adrian divisó lágrimas en sus ojos y en un segundo estuvo a su lado.
―Hermosa no quería preocuparte.Ya sabes cómo son las mujeres, dicen cosas que nunca hacen.
―Yo quería vengarme de ti ―dijo llorando.
―Pero no lo hiciste de forma cruel, por el contrario estoy disfrutando de esa venganza.
―Adrian…―protestó ella sabiendo que él quería restarle importancia a lo sucedido.
―Nada va a suceder.Isabel se va esta semana a Italia y no vuelve en meses.Para cuando regrese estaremos casados y se dará cuenta de que a la única mujer que amo es a ti.
Ella asintió no muy convencida con sus explicaciones y menos si estaba de por medio su hijo.Evelyn conocía lo peor del mundo y sabía que las personas eran capaces de cualquier cosa por amor.Milagros era un ejemplo claro de cómo una persona normal y feliz se convertía en un ser rencoroso.Por mucho que le doliera admitirlo su amiga había cambiado y nadie podía culparla.Sus pensamientos la angustiaban pero eran así y debía prepararse.
 El día prosiguió como uno de tantos inmersos en la rutina.Evelyn volvió sola  a la casa mucho más temprano de lo habitual ya que la niñera de Alejo la llamó porque el niño tenía un poco de fiebre.Adrian tenía reuniones y no quiso molestarlo por algo que seguro no era más que fiebre debido al cambio de clima propio de Buenos Aires y de  finales de Octubre.Llego corriendo a la puerta y cuando entró la piel se le erizó al ver a su hijo en brazos de Isabel, la ex amante de Adrian.
Evelyn trató de ser racional para no asustar a Alejo quien estaba muy entretenido con un juguete que esa mujer le había dado.Debía ser precavida ya que no conocía a esa mujer ni sus intenciones.Tenía que calmarse y sacar a esa mujer de su casa cuanto antes ya que Milagros estaba a punto de llegar.La sala daba a un gran ventanal por lo cual Milagros la vería de inmediato.
Isabel  se levantó del sofá y sonrió como si fueran amigas.En verdad era una mujer que los hombres ricos encontrarían bella y sofisticada con su figura y cabello rubio.
―Hola Evelyn Morales ―dijo la modelo con sorna.
― Señora Evelyn Castello  ―dijo ella conteniendo la ira.

Las dos se quedaron mirando como verdaderas rivales,Evelyn solo esperaba sacarla lo más pronto posible.

1 comentario:

  1. que rapido publicaste,gracias Daniela se me hacen tan cortitos los capitulos, te mando un beso hasta el proximo

    ResponderEliminar